¡PROMOCIONES Y OFERTAS!

Investigación eterna


Descifrar, nunca
No a elecciones
Mancera: vocero tóxico

Julio Hernández López / Astillero

No hay salidas a la vista. El dosificador gubernamental de la información trágica, Jesús Murillo Karam, ya hizo saber que hay muy pocas probabilidades, virtualmente nulas, de que se conozca la verdad forense de lo sucedido con 42 de los 43 normalistas rurales desaparecidos en Iguala. Lo hizo desde las mismas plataformas de poca credibilidad, virtualmente nula, que le han servido para ir desarrollando la versión oficial de los hechos.

Esta vez, el hidalguense aprovechó los resultados austriacos que ligan restos óseos y dentales con la identidad de uno de los estudiantes, en una diligencia técnica también tocada por la fundada desconfianza al saberse, por señalamiento del equipo argentino partícipe de ciertas investigaciones, que no hay constancia de que esos restos hubieran sido verdaderamente encontrados donde la PGR dijo haberlos hallado, pues en todo caso lo único verificado fue que tales partes estaban en una bolsa abierta. A partir de ello, el cansable funcionario emitió una especie de sentencia provisional en un programa de radio, al decir que hay varias evidencias, unas nuevas que confirman el hecho de que ahí había un grupo de estudiantes. Hay evidencias del suelo, de las llantas, las declaraciones mismas de los detenidos, que son las que nos dan las pistas del río, pero el número de los que ahí fueron sacrificados creo que no lo vamos a descifrar nunca.

“Manipulan a los padres” de los normalistas dice Vidal Soberón, secretario de marina

Jesús Aranda / La Jornada

El secretario de Marina, Vidal Francisco Soberón Sánz, lamentó que “grupos” saquen raja del dolor de los padres de los normalistas desaparecidos de Ayotzinapa y que se aprovechen de la condición humilde de estos para sacar provecho en su propio interés.

Sin mencionar directamente a los responsables, el almirante agregó que está claro que son quienes aparecen continuamente en televisión, “cerrando caminos” y buscando otras cosas, como sería la suspensión o aplazamiento de las elecciones en Guerrero.

En conferencia de prensa, el funcionario deslindó por otra parte al gobierno federal de los hechos ocurridos en Iguala, al señalar que la desaparición de los estudiantes fue por complicidad de las autoridades municipales y las policías de Iguala y Cocula y aseveró que el gobierno federal ha hecho uso de todos los elementos a su alcance para investigar los hechos, detener y castigar a los responsables.

Casa Blanca y Ayotzinapa desploman intenciones de voto al PRI

Apro

De agosto a la fecha, el PRI cayó diez puntos en sus intenciones de voto rumbo a las elecciones para diputados federales de julio próximo.

En agosto pasado el Revolucionario Institucional sumaba 40 puntos porcentuales en preferencias de voto, indicador que bajó a 30 unidades en diciembre.

De acuerdo con una encuesta publicada este miércoles por el periódico Reforma, el PRD también descendió en sus preferencias de voto, al pasar de 16 a 13 puntos en el mismo periodo.

En cambio, el PAN subió de 22 a 25 puntos. También ascendieron las preferencias por el Partido Verde Ecologista de México, de 5 a 11, y por el Movimiento Regeneración Nacional, de 7 a 9 unidades.

Peña debe ofrecer disculpas y hacer cambios en su gabinete: Krauze

Mathieu Touliere / Apro

En un artículo que publicará mañana el periódico estadunidense The New York Times, el historiador y escritor Enrique Krauze sugiere al presidente Enrique Peña Nieto a “aparecer ante la nación, reconocer sus errores y ofrecer una disculpa al pueblo de México” a fin de apaciguar el “profundo resentimiento moral y político” al que se enfrenta su administración.

En el texto, Krauze recuerda que la popularidad de Peña Nieto se “hundió” a raíz de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, del descubrimiento de la “Casa Blanca”, así como de la persistente tragedia de la inseguridad en el país, nutrida por la ausencia de justicia –98% de los crímenes siguen impunes–, recuerda Krauze.

“Mientras hubo incidentes de violencia entre los manifestantes, la mayoría de las marchas han sido pacíficas pero con un intenso enojo”, añade al subrayar que “su enojo está justificado”.